Adolescente gozando del olor de un coño maduro

Incesto Maduras
0 Visitas
|

¿No me digáis que el olor de un coño maduro no os hipnotiza?, mmmmmmm, un coñito curtido en mil batallas desprende un aroma inconfundible que te atrapa y hace que sientas una necesidad brutal de comértelo o de meterla dentro. Yo en más de una ocasión me he hecho daño comiendo durante casi una hora el coño a una madurita e incluso me he llegado a quedar medio dormido después de haberme corrido dentro de ellas. Pues este hijo asiático sentirá la llamada del incesto después de que su madrastra no pare de provocarlo y ponerle a menos de un metro de la cara su chochito.