Madre de gimnasio follada con un dedo metido en el culo

Incesto Maduras
0 Visitas
|

A continuación tenemos a una madre de gimnasio con un cuerpo perfectamente esculpido y unas maravillosas tetas tan duras como su culo. Cada vez son más las milfs o mujeres maduritas que quieren ponerse en forma y eso se traduce en que en la cama también se lo montan mucho mejor.

Divorciada, sin hijos y con 35 años, esta madura tiene toda la vida por delante para follarse al tío que quiera y no cabe duda de que lo consigue siempre que le apetece. Una de sus peculiaridades es que le encanta que le metan un dedo por el culo mientras se la follan por el coño. Y digo yo, ¿por qué directamente el tipo no se la folló por el ojete?, seguro que ella no le iba a poner impedimentos…